La Fija de El Campillo, curioso ingenio ferrioviario

La Fija de El Campillo

Huelva es una provincia que no se la puede pensar sin su pasado minero. Gran parte de su historia ha estado relacionada con la mina y me atrevo a decir que, después de la salida de las Carabelas de Colón, el hecho que más a afectado a los onubenses a lo largo de la historia ha sido su pasado minero.

Cerca de las Minas de Riotinto podemos encontrar un lugar especial. Situado en el municipio de El Campillo tenemos la prueba de que entre los ingenios industriales del ferrocarril minero de Huelva, no eran, como se dice, moco de pavo, pues en El Campillo podemos encontrar “La Fija”, ingenio que brilla por su proeza técnica.

Con hierro, traviesas, máquinas antiguas de vapor y un impresionante derroche de esfuerzo humano, en las últimas décadas del siglo XIX se construyó en este lugar un sistema de tracción que permitía salvar una pronunciada pendiente de unos 900 metros de longitud en la línea ferroviaria que iba desde la Mina La Concepción- La Poderos hasta Zalamea la Real. Este ingenio es lo que se conoce como La Fija.

Con tal de salvar el vertiginoso desnivel que desde el río Tintillo subía hacia Zalamea la Real, los ingenieros británicos fueron capaces de inventar o, mejor dicho, diseñar un sistema constituido por una máquina de vapor, dos vías paralelas y un cable de tracción. Con estos elementos, los trenes que subían repletos de mineral por una de las vías se enganchaban por la cabeza tractora al cable de La Fija (la maquina de vapor) que a su vez se unía a otro tren que bajaba por la otra vía con tal de hacer de contrapeso.

Además, con la intención de salvar el cauce del río Tintillo se construyó también un puente de dos pilares que hoy día está especialmente y bellamente rehabilitado para su paso peatonal.

Y es que La Fija es todo un espectáculo para el que lo visita. Aunque el edificio que albergó la máquina apenas se mantenga de pie, se conserva todavía el trazado del plano inclinado así como el comentado puente de madera. La Fija, como todo el trazado ferroviario concreto ha sido hoy día reconvertido en vía verde con sus correspondientes puntos de descanso y una cansina e inacabable escalinata de madera.

Para llegar a esta zona hay que dirigirse desde El Campillo dirección a Traslasierra. Una vez pasemos esta localidad, a menos de dos kilómetros hay que girar hacia la derecha y en menos de un kilómetro llegaremos al lugar.

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Historia de Huelva


Deja tu comentario